Llene los datos para solicitar una consulta

Datos de Contacto

  • Doctors Hospital, Consul. 704
  • drhugomolina@gmail.com
  • Citas: (81) 8685 8980
  • Celular: (81) 8259 9284

Padecimientos

Inicio Padecimientos

angina de pecho


El término «angina de pecho» viene del latín «angor pectoris» y significa «estrangulamiento en el pecho».

Los pacientes que sufren de angina de pecho a menudo refieren sentir una sensación de asfixia, o presión o ardor en el pecho, pero un episodio de angina no es un ataque cardíaco. El dolor a menudo aparece tras un esfuerzo físico. A diferencia de un ataque al corazón, el músculo cardíaco no sufre un daño permanente y el dolor generalmente desaparece con el reposo.

¿Cuál es la causa de la angina de pecho?

La angina es el dolor que se manifiesta cuando una arteria coronaria enferma (las arterias coronarias son los vasos sanguíneos que riegan el corazón) no puede suministrar suficiente sangre a una parte del músculo cardíaco para satisfacer su necesidad de oxígeno. El aporte deficiente de sangre rica en oxígeno al corazón se denomina «isquemia». La angina generalmente se produce cuando el corazón tiene una mayor necesidad de sangre rica en oxígeno, por ejemplo, durante el ejercicio físico. Otras causas de angina de pecho son las emociones fuertes, las temperaturas extremas, las comidas pesadas, el alcohol y el tabaco.

¿Cuáles son los síntomas?

La angina de pecho es generalmente un síntoma de enfermedad arterial coronaria.

La angina suele comenzar en el centro del pecho, pero el dolor puede extenderse al brazo izquierdo, al cuello o a la mandíbula. Es posible sufrir entumecimiento o pérdida de sensibilidad en los brazos, los hombros o las muñecas. Los episodios generalmente duran solo unos minutos. Sin embargo, si el dolor cambia, aumenta o dura más tiempo se debe buscar atención médica de inmediato.

Los pacientes que sienten un dolor nuevo, peor o constante en el pecho tienen un mayor riesgo de sufrir un ataque cardíaco, una irregularidad de los latidos (arritmia) e incluso una muerte súbita.

¿Cómo se diagnostica la angina?

El médico cardiólogo generalmente pueden determinar si un paciente sufre de angina basándose en los síntomas que éste describe y sus características. Pueden realizarse estudios tales como radiografías, un electrocardiograma (ECG), una prueba de esfuerzo y una angiografía coronaria. También pueden solicitar análisis de sangre para medir las concentraciones de ciertas proteínas.

La angina variante puede diagnosticarse usando un monitor Holter. Los estudios Holter permiten obtener una lectura continua de la frecuencia y el ritmo cardíaco durante un espacio de 24 horas o más.

arritmias


Toda irregularidad en el ritmo natural del corazón se denomina «arritmia». Cualquiera puede sentir latidos irregulares o palpitaciones en algún momento de su vida, y estas palpitaciones leves e infrecuentes son inofensivas.

Tipos de arritmias.

Las arritmias también se definen según la velocidad de los latidos. La bradicardia es un pulso muy lento, es decir, una frecuencia cardíaca inferior a los 60 latidos por minuto. La taquicardia es un pulso muy rápido, es decir, una frecuencia cardíaca superior a los 100 latidos por minuto. El tipo más grave de arritmia es la fibrilación, que es cuando se producen latidos rápidos y no coordinados, que son contracciones de fibras musculares cardíacas individuales.

¿Cuáles son los síntomas?

Los síntomas también dependen de la gravedad, frecuencia y duración de la arritmia. Algunas arritmias no producen síntomas de advertencia. Las palpitaciones no siempre indican que la persona padece una arritmia.

Algunos síntomas de bradicardia pueden ser sensación de cansancio, falta de aire, mareo o debilidad. Los pacientes con taquicardia pueden presentar un pulso fuerte en el cuello o latidos irregulares acelerados en el pecho, malestar en el pecho, debilidad, falta de aliento, sudoración y mareo.

¿Cómo se diagnostica una arritmia?

Las arritmias pueden diagnosticarse utilizando las siguientes técnicas. El electrocardiograma (ECG). Permite analizar las corrientes eléctricas que produce el corazón.

El estudio Holter ofrece una lectura continua de la frecuencia y el ritmo cardíaco durante un período de 24 horas (o más).

ataque cardiaco


¿Cuál es la causa de un ataque cardíaco?

Muchos ataques cardíacos o infartos de miocardio (IM) son ocasionados por una obstrucción total de un vaso sanguíneo del corazón denominado «arteria coronaria». La obstrucción de la arteria coronaria impide que llegue sangre rica en oxígeno y nutrientes a una sección del corazón. Si la sangre no puede llegar al músculo cardíaco, éste morirá. Si se obtiene tratamiento médico inmediatamente, puede reducirse el daño, pero si una sección del músculo cardíaco muere, el daño es irreversible.

¿Cuáles son los síntomas?

El inicio de un ataque cardíaco generalmente se manifiesta con un dolor repentino e intenso en el pecho que los pacientes a menudo describen como una sensación de presión, como si algo les aplastara o estrujara el pecho o como si tuvieran un gran peso sobre él. El dolor puede extenderse al brazo, a la mandíbula, al hombro, a la espalda o al cuello. Otros posibles síntomas son la falta de aliento, la confusión, el mareo, el desvanecimiento, la sudoración o las náuseas de origen desconocido.

No todos presentan los síntomas clásicos. Algunas personas sienten una sensación de ardor, similar a la de una indigestión o a la acidez estomacal, y el dolor puede estar concentrado en una zona pequeña del pecho. Algunos pacientes no sienten síntoma alguno.

Acuda inmediatamente al médico si tiene un dolor extraño en el pecho (más intenso que el de una angina típica) que dure 5 minutos o más. En caso de un ataque cardíaco, es imperativo actuar rápidamente a fin de salvar lo más posible del músculo cardíaco.

enfermedad aterial coronaria


La enfermedad arterial coronaria (EAC) es el tipo más común de enfermedad cardiovascular. La EAC y sus complicaciones, tales como la arritmia, la angina de pecho y el ataque cardíaco, son la principal causa de muerte en el mundo.

La causa más frecuente de EAC es una enfermedad denominada «aterosclerosis» que se produce cuando se forman placas de ateroma dentro de las arterias que riegan el corazón. Las placas de ateroma están compuesta de colesterol, compuestos grasos, calcio y una sustancia coagulante denominada «fibrina».

¿Cuál es la causa de la aterosclerosis?

Los científicos creen que la enfermedad se origina cuando se daña la capa que reviste el interior de la arteria (el endotelio). Se cree que la presión arterial alta, los niveles elevados de colesterol y triglicéridos en la sangre, y el tabaquismo son los factores que contribuyen a la formación de placa.

¿Cuáles son los síntomas?

Una persona puede sufrir de aterosclerosis durante muchos años sin presentar síntomas. Este lento proceso de la enfermedad puede comenzar en la niñez. En algunas personas, la enfermedad puede causar síntomas entre los 30 y 40 de edad, mientras que otras no presentan síntomas hasta después de los 50 o 60 años. Pero a medida que aumenta el grado de obstrucción, el flujo más reducido de sangre al corazón puede comenzar a causar lo que se denomina angina de pecho.

enfermedad valvular


El corazón bombea la sangre en una sola dirección. Las válvulas cardíacas desempeñan un papel esencial en este flujo unidireccional de sangre, al abrirse y cerrarse con cada latido. Los cambios de presión detrás y delante de las válvulas, les permite abrir sus «puertas» que son como hojuelas (denominadas «valvas») precisamente en el momento debido y luego cerrarlas firmemente para evitar el retroceso de la sangre.

¿Cuántas válvulas tiene el corazón?

El corazón tiene cuatro válvulas: tricúspide, pulmonar, mitral, aórtica.

Dos tipos de problemas pueden alterar el flujo de sangre por las válvulas: la regurgitación y la estenosis.

La regurgitación también se denomina «insuficiencia» o «incompetencia». La regurgitación se produce cuando una válvula no cierra bien y permite que se produzca un reflujo de sangre, en lugar de que ésta fluya, en forma unidireccional, como corresponde. Si es grande el reflujo de sangre, sólo una pequeña cantidad de sangre puede fluir hacia los órganos del cuerpo. El corazón trata de compensar realizando un mayor esfuerzo, pero con el tiempo el corazón se agranda (dilata) y es menor su capacidad de bombear sangre al cuerpo.

La estenosis es cuando las valvas no se abren lo suficiente y sólo puede pasar una pequeña cantidad de sangre por la válvula. Se produce una estenosis cuando las valvas se vuelven más gruesas, se endurecen o se fusionan. Debido al estrechamiento de la válvula, el corazón debe esforzarse más para bombear sangre al cuerpo.

¿Cuáles son los síntomas?

Los síntomas dependen del paciente y del tipo de enfermedad valvular y su gravedad. Algunos pacientes no tienen síntoma alguno. En otros casos, la enfermedad valvular puede afectar a la persona después de muchos años. Con el tiempo, los pacientes pueden padecer una insuficiencia cardíaca congestiva. Además, la enfermedad valvular puede producir una enfermedad del músculo cardíaco (cardiomiopatía), latidos cardíacos irregulares (arritmia) y coágulos sanguíneos.

hipertensión arterial


La hipertensión arterial, el término médico para la presión arterial alta, es conocida como «la muerte silenciosa». Sin tratamiento, la presión arterial alta aumenta apreciablemente el riesgo de un ataque al corazón o un accidente cerebrovascular (o embolia cerebral).

La presión arterial alta es ocasionada por un estrechamiento de unas arterias muy pequeñas denominadas «arteriolas» que regulan el flujo sanguíneo en el organismo. A medida que estas arteriolas se estrechan (o contraen), el corazón tiene que esforzarse más por bombear la sangre a través de un espacio más reducido, y la presión dentro de los vasos sanguíneos aumenta.

Daño provocado por hipertensión arterial

La hipertensión puede afectar a la salud de cuatro maneras principales:

Endurecimiento de las arterias. La presión en el interior de las arterias puede causar engrosamiento de los músculos que recubren la pared arterial y estrechamiento de las arterias. Si un coágulo de sangre obstruye el flujo sanguíneo al corazón o al cerebro, puede producir un ataque al corazón o un accidente cerebrovascular.

Agrandamiento del corazón. La presión arterial alta hace trabajar más al corazón. Al igual que cualquier otro músculo del cuerpo que se someta a exceso de ejercicio, el corazón aumenta de tamaño para poder realizar el trabajo adicional. Cuanto más grande sea el corazón, más sangre rica en oxígeno necesitará, pero menos podrá mantener una circulación adecuada. A consecuencia de esta situación, la persona afectada se sentirá débil y cansada, y no podrá hacer ejercicio ni realizar actividades físicas. Sin tratamiento, la insuficiencia cardíaca seguirá empeorando.

Daño renal. La presión arterial alta prolongada puede lesionar los riñones si el riego sanguíneo de estos órganos se ve afectado.

Daño ocular. En los diabéticos, la hipertensión puede generar rupturas en los pequeños capilares de la retina del ojo, ocasionando derrames. Este problema se denomina «retinopatía» y puede causar ceguera.

¿Cuáles son los síntomas de hipertensión?

La mayoría de las personas que sufren de hipertensión no presentan síntomas. En algunos casos, pueden sentirse palpitaciones en la cabeza o el pecho, mareos y otros síntomas físicos. Cuando no hay síntomas de advertencia, la enfermedad puede pasar desapercibida durante muchos años.

insuficiencia cardiaca


El nombre "insuficiencia cardíaca" es alarmante. Significa es que el corazón no está bombeando de forma adecuada para llevar sangre rica en oxígeno a las células del organismo.

La insuficiencia cardíaca es generalmente un proceso lento que empeora con el tiempo. Es posible no tener síntomas durante muchos años. Esta lenta manifestación y progresión de la insuficiencia cardíaca se debe a los esfuerzos del corazón por compensar por su debilitamiento gradual. Lo hace aumentando de tamaño y esforzándose por bombear más rápidamente para que circule más sangre por el cuerpo.

¿Quiénes tienen un mayor riesgo de insuficiencia cardíaca y cuáles son sus causas?

Las personas que sufren de otros tipos de enfermedades cardiovasculares tienen tienen un mayor riesgo de insuficiencia cardíaca.

Factores de riesgo de insuficiencia cardíaca:

Ataques cardíacos previos.

Enfermedad arterial coronaria

Presión arterial alta.

Latidos irregulares (arritmia).

Enfermedad valvular cardíaca (especialmente en las válvulas aórtica y mitral).

Cardiomiopatía (enfermedad del músculo cardíaco).

Defectos cardíacos congénitos (defectos de nacimiento).

Abuso de alcohol y drogas.


¿Cuáles son los síntomas?

Los síntomas permiten determinar qué lado del corazón no funciona adecuadamente.

Si el lado izquierdo del corazón no funciona bien (insuficiencia cardíaca izquierda), se acumulan sangre y agua en los pulmones. El paciente tiene falta de aire, se siente muy cansado y tiene tos (especialmente de noche). En algunos casos, los pacientes expulsan un esputo sanguinolento al toser.

La insuficiencia cardíaca congestiva (ICC) se presenta cuando el débil bombeo del corazón causa una acumulación de líquido llamada «congestión» en los pulmones y otros tejidos del cuerpo.

prolapso valvular


El prolapso valvular mitral (PVM) es una de las enfermedades más comunes del corazón. Aunque el PVM afecta a aproximadamente el 2 % de la población, se desconoce su causa. El PVM a menudo se produce en personas que no tienen ningún otro problema cardíaco y posiblemente se trate de una enfermedad hereditaria.

¿Cuál es la causa del prolapso valvular mitral?

La válvula mitral se encuentra en el corazón, entre la cavidad superior izquierda (la aurícula izquierda) y la cavidad inferior izquierda (el ventrículo izquierdo). La válvula mitral consiste en dos hojuelas denominadas «valvas».

Normalmente las valvas se abren y cierran en forma coordinada para que la sangre fluya en una dirección: de la aurícula al ventrículo.

En pacientes con PVM, una o ambas valvas se han agrandado y los músculos que las sostienen son demasiado largos. En lugar de cerrar correctamente, una o ambas valvas se abomban hacia la aurícula permitiendo a veces que pequeñas cantidades de sangre vuelvan a la aurícula. Al auscultar el corazón con un estetoscopio, el cardiólogo puede oír un sonido como un «clic» producido por el movimiento de las hojuelas.

¿Cuáles son los riesgos del PVM?

A veces el PVM puede dar lugar a un fenómeno denominado «regurgitación mitral» o «insuficiencia mitral», que es cuando una gran cantidad de sangre se filtra hacia atrás por la válvula defectuosa. La insuficiencia mitral puede producir un engrosamiento o agrandamiento de la pared del corazón porque el corazón debe bombear más para compensar el retorno de sangre. A veces puede producir una sensación de cansancio o falta de aire. La insuficiencia mitral generalmente puede tratarse con medicamentos, pero algunos pacientes necesitan una operación para reparar o sustituir la válvula defectuosa.

soplos cardiacos


Los sonidos normales del corazón se producen por el cierre de las válvulas cardiacas en cada latido, pero si hay un problema, puede producirse un soplo. Al escuchar el corazón con un estetoscopio, el cardiólogo puede determinar si el sonido anormal indica turbulencia. Esto se denomina soplo cardíaco.

¿Cuáles son las causas de los soplos cardíacos?

Los soplos pueden producirse cuando la sangre debe pasar por una válvula estrechada (lo que se denomina estenosis), o cuando se fuga hacia atrás por una válvula defectuosa (lo que se denomina regurgitación). Estos problemas valvulares pueden ser congénitos (de nacimiento) o producirse a lo largo de la vida secundario a otros padecimientos cardiacos.

¿Cuáles son los síntomas?

La mayoría de la gente que tiene soplos cardíacos no presenta síntomas. Los soplos generalmente se descubren durante una valoración médica debido a otros síntomas.

¿Cómo se tratan los soplos cardíacos?

El tratamiento del soplo cardíaco depende de la causa. Los soplos cardíacos funcionales generalmente no necesitan tratamiento alguno. Si el soplo cardíaco se debe a una enfermedad subyacente, tal como una presión arterial alta, se trata esa enfermedad. Si el soplo cardíaco se debe a una enfermedad de la válvula en sí (enfermedad valvular intrínseca) u otros defectos del corazón, podría ser necesario administrar medicamentos o realizar un procedimiento quirúrgico.


también puedes consultar estos sitios para más ayuda e información:

MedlinePlus

MedlinePlus

American Heart Association's

American Heart Association's

Dr. Hugo Molina Zamora - Especialista en Cardiología. Sitio desarrollado por GNS Cloud